Castilla-La Mancha: Un destino de aventura y naturaleza 2021

Los espacios protegidos de Castilla-La Mancha permiten la práctica del senderismo, el baño en lugares mágicos y la posibilidad de conocer y disfrutar de multitud de parajes increíbles

0EE674AA A441 BFBD 295DDB1E69128554
© Turismo de Castilla-La Mancha / David Blázquez

Por La Tribuna de Albacete

Castilla-La Mancha propone descubrir seis espacios naturales a través de una ginkana por cada uno de ellos, en la que hay que seguir las pistas que encontraremos a través de códigos QR o referencias en las placas de señalización, para lo que hay que descargar la app Rutur Ginkana. Los logros se convertirán en puntos que canjearemos en establecimientos adheridos en ese espacio natural. Una propuesta ideal para realizar en familia, con amigos o en pareja.

Conoceremos el Parque Natural del Alto Tajo (Guadalajara), que cuenta con el sistema de hoces fluviales más extenso de toda la región, con excepcionales vistas desde el puente de Martinete, y lugares de belleza incomparable como la laguna de Taravilla o el yacimiento celtibérico de Castil de Griegos en Checa.

Los parques naturales de la Sierra Norte de Guadalajara y del Barranco del Río Dulce, también en Guadalajara, ofrecen paisajes sobrecogedores y entornos idóneos para el senderismo y la aventura, ya sea de la mano de la app Rutur Ginkana o de las empresas de turismo activo y ecoturismo de Castilla-La Mancha, que ofrecen actividades seguras y respetuosas con el medioambiente, guiadas por sus expertos monitores.

Serranía de Cuenca. No debemos perdernos el Parque Natural de la Serranía de Cuenca, con sus tomagales, ciudades que parecen esculpidas por hadas y duendes, o la famosa Ciudad Encantada. El ventano del Diablo es un impresionante mirador para contemplar la majestuosidad de este parque natural donde se refugian especies protegidas como el águila calzada o el águila real. Las especies naturales protegidas se miman y cuidan en la reserva cinegética de El Hosquillo, para cuya visita hay que reservar con antelación.

En este parque natural podemos realizar también la ginkana Rutur del Monumento Natural Nacimiento del Río Cuervo, que nos lleva a recorrer el Sendero del Nacimiento para visitar la cascada principal; este sendero es accesible para personas de movilidad reducida. A lo largo del valle se diseminan los caseríos que forman los barrios del municipio de Vega del Codorno, donde se ubica el Centro de Interpretación, pequeñas parroquias a las que se les dio un nombre que se refiere al entorno o la familia que las habitaba. La Cueva, es una imponente gruta natural famosa por la representación de un belén viviente cada Navidad.

En el Parque Natural de los Calares del Río Mundo y de la Sima debemos hacer parada en el paraje de Los Chorros, espectacular cascada que forma en su descenso nuevas cataratas de menor tamaño hasta que el río se remansa en las llamadas calderetas, pozas en altitudes diferentes. Son de obligada visita también en su entorno la Real Fábrica de Metales de Riópar, el castillo y el museo etnológico de Yeste o el Castillo de la Yedra en Cotillas.

Para descubrir y disfrutar de pinturas rupestres además de disfrutar de un entorno natural impresionante, la opción es el Parque Natural Valle de Alcudia y Sierra Madrona (Ciudad Real), un paraíso para disfrutar de la naturaleza en estado virgen que destaca por su excepcional patrimonio arqueológico, especialmente el arte rupestre del Arco Mediterráneo representado en las pinturas de Abrigo de Peña Escrita, La Batanera o de Escorialejo. Además, cuenta con un interesante patrimonio arqueológico minero como son la ciudad romana de Sisapo o las Minas de Horcajo.

Si nos atrae más el turismo activo y disfrutar de actividades acuáticas, pero a la vez hacer una inmersión cultural conociendo algunos lugares quijotescos, debemos ir al Parque Natural de las Lagunas de Ruidera (entre Ciudad Real y Albacete), donde nace el río Guadiana; un imprescindible es visitar la Cueva de Montesinos (reservas llamando al ayuntamiento de Ossa de Montiel) en la que Cervantes ubica a don Quijote. 

Para quienes quieran darse un buen chapuzón, hay zonas habilitadas para el baño. En total, en Castilla-La Mancha hay este año 35 zonas autorizadas para ello, con espacios habilitados y controlados para refrescarse en piscinas naturales en espacios paisajísticos insuperables, algunos de ellos en los propios parques naturales o muy cerca. Es recomendable acudir a fuentes oficiales para informarnos y hacerlo previamente al viaje.

Y si llega la noche y quedan ganas de más, podemos completar la aventura con una experiencia de turismo astronómico a través de las actividades guiadas y didácticas de observación astronómica en la Serranía de Cuenca, o en el Valle de Alcudia y Sierra Madrona, ambos parques naturales que cuentan con certificación Starlight, es decir, un sello que acredita que sus cielos reúnen las mejores condiciones para la observación del firmamento.

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en pinterest
Pinterest
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram